Process

Gehienetan, janzten duguna helarazi nahi dugunaren araberakoa da. Batzuk klasikoagoak dira, beste batzuk modernoagoak, ausartagoak, gainontzekoez desberdintzea gustoko dutenak. Hori lortzeko lehen elkarrizketa batekin hasten dut prozedura, bezeroaren eta nere arteko ezagutzari hasiera emateko, oso garrantzitsua baita azken emaitzan isladatuta ikus dadin, eroso eta bera den bezalakoa sentitu dadin. Azken emaitza honek bere izakera isladatu behar du.

Bion artean, jantziaren diseinua eta ehuna aukeratuko ditugu, bezeroak nahi duen bolumenaren arabera. Horretarako, gai baten inguruan jorratu daiteke jantzia, edota pertsonai edo momentu historiko puntual bat erabili honen inguruan egiteko. Irudimena aske utzi eta buruan dugun hori material bihurtzea lortzean datza.

Ondoren, glasilla edo toile proba egiten da, kotoizko ehun batekin jantziaren bertsio bat egiten da honen diseinua bezeroaren gorputzean perfekzionatzeko, eta behin konponketa horiek eginda, aukeratutako oihalarekin egingo dugu hurrengo proba azken ukituen faltan.

Azken proban, jantzia iada bukaturik egongo da, eta dena ondo egotekotan, eramateko prest dago!

Ikus dezakezuenez prozedura nahiko luzea da, beraz, gutxieneko hiru hilabeteko aurrerapenarekin hastea gomendatzen dut.

                                                                                                                                                                                                                             

Muchas veces nos vestimos de una manera pretendiendo dar una imagen de lo que somos. Hay personas más clásicas, más modernas, más atrevidas, a las que les gusta diferenciarse del resto. Para eso está la primera entrevista entre la clienta y yo, es importante conocernos para que el resultado final sea ella misma, se sienta cómoda y ante todo, refleje su personalidad. Hay que conseguir transmitir aquello que la clienta quiera.

Entre las dos concretamos el diseño con el tejido apropiado según el volumen que se desee. Para ello, podemos escoger una temática de la que desarrollar la prenda, un personaje o momento histórico en concreto, o según el evento para el que sea. Consiste en dejar suelta la imaginación y hacer que eso que estamos soñando se convierta en algo físico y real.

El siguiente paso, sería la prueba de glasilla o toile, una versión de la prenda en un tejido de algodón para perfeccionar el diseño en el cuerpo de la persona, y una vez corregidos los errores (si los hay) procederíamos a la prueba con el tejido escogido anteriormente, a falta de últimos acabados.

En la última prueba, la prenda ya está terminada, y en caso de que todo esté perfecto, ¡estará listo para llevar!

Como veis el proceso es largo, con lo que siempre es recomendable empezar por lo menos con tres meses de antelación a la fecha de entrega.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s